RUSIA: ¿Es posible unir a la izquierda?
>Henry Alexandrov 

En el contexto de la crisis que tiene lugar actualmente en el Partido Comunista, los llamamientos a la unificación de los partidos y movimientos de izquierda no parlamentarios son cada vez más fuertes. Algo que es característico es que los llamados por lo general vienen "de abajo", desde los activistas ordinarios y los que no son miembros del partido, y no en nombre de las partidos mismos.  
 
Así, en las últimas semanas aparecieron varios artículos: exhortaciones a  unificación: un artículo del camarada Kopylov en  "Rabkor", y otros de las camaradas Antonova y  Komalova en el sitio web del Partido Comunista Unido. La pregunta es realmente actual y relevante. 
 
Una parte considerable de los comunistas critica la idea misma de tal asociación, repitiendo la consigna de "la desvinculación es decisiva". No entiendo los motivos de tal crítica, dado que nuestros izquierdistas están separados por 25 años y más, y alguna forma de unión ni siquiera se huele. Y es obvio que "un dedo es fácil de quebrar pero cinco dedos son un puño", a pesar de sus diferencias los partidos y movimiento, tienen más en común, y trabajar juntos en objetivos comunes es sin duda más efectivo que hacerlo uno por uno. Necesitamos unirnos, lo necistamos. 
 
Volviendo a lanzar los guiones intratables  sobre la fusión completa de varios partidos) estaría bien, pero los partidos mismos harán todo lo posible para evitarlo), puedo intentar imaginar cómo se vería esa asociación (y cómo funciona). 
 
Un buen paso podría ser la creación de un Comité interpartidario de interacción, que incluiría un camarada responsable de cada partido / movimiento (idealmente, elegido entre las personas "sociables" y adecuadas). Esto no insumiría muchos recursos (ya que las partidos tienen tan pocos), pero ayudaría a establecer un diálogo. Los camaradas del Comité, de hecho, interactuarían entre los partidos: estudiarían la posibilidad de trabajar en líneas generales, que nuestra izquierda tiene bastante. Esto se refiere tanto a las acciones como a las campañas de información, y al desarrollo de decisiones comunes sobre una amplia variedad de cuestiones políticas (como, por ejemplo, la designación de candidatos generales para las elecciones). Este Comité podría convertirse en algo así como el Foro de las Fuerzas de Izquierda, solo que mejor, porque sería permanente.
 
Tal vez, en tal Comité sería útil incluir representantes no solo de partidos y movimientos, sino también de medios de información no partidistas (que, por un lado, podrían preservar la independencia en términos de política editorial, por otro lado, más orgánicamente cubrirían ciertas acciones, campañas y etc.) 
 
La existencia de dicho Comité podría traducir la competencia entre partidos en un canal más constructivo -en lugar de la tradicional destrucción mutua de los recursos partidarios (que sí no todos lo hacen, sí muchos), podría por ejemplo, acordando por adelantado en el Comité, representantes de movimientos (por ejemplo, en el formato de video muy popular  hoy). Esto, en general, sería útil para estos mismos partidos individualmente, dado que el disgusto de "sacarse los activistas de un partido a otro" se convertiría en algo interesante, e incluso parecido a agitación (después de todo, el debate sería visto no solo por los miembros del partido). 
 
A la larga, esto solo beneficiaría a todos. Los partidos no perderían una fracción de su preciosa soberanía que quedaría para los propósitos de su programa, pero podrían lograr estos objetivos de manera mucho más efectiva. También puede agregar un plus de reputación aquí, a los ojos de la gente de la ciudad y especialmente de la juventud politizada, que en este momento, creo, mira con desconcierto las docenas de partidos y movimientos comunistas y de izquierda que luchan por los mismos objetivos. En mi opinión, esto se evidencia por la creciente popularidad de los círculos marxistas no partidarios: los jóvenes simplemente dejan de confiar en las partidos, y eso también debe hacerse, y hacerse en conjunto. 
 
No comparto particularmente el optimismo de los autores de algunos artículos sobre el tema de la unificación: me parece algo ingenuo creer que ahora algo así sucederá (a pesar de que el momento sería realmente muy adecuado). Casi todos nuestros políticos están "en ascenso" (cualquiera, no solo la izquierda).
 
Pero al menos estoy contento de que las discusiones sobre la fusión hayan comenzado, y que se instalase un llamado para eso.

Fuente: Rabkor,  http://rabkor.ru/columns/debates/2018/03/21/leftunite/
 

Entradas más populares de este blog